Martes, 16 de julio de 2019. Última actualización: Hoy

Un postura One Shot ante el agite financiero

El jueves 21 febrero, 2019 a las 2:34 pm

Un postura One Shot ante el agite financiero

Un postura One Shot ante el agite financiero

Ayer estuve cotizando el precio de un Tes con un cliente amigo y oí un término que me encantó; lo explicaré a continuación. La escena es la siguiente: Está el ruido de la mañana, la gente llama, un comisionista le pregunta al otro que cómo la ve, hay risas, llantos, a veces groserías, vallenatos, loops, bloombergs, le dan para arriba, para abajo, la gente pelea con las pantallas y así. Casual. Entonces mi amigo me pregunta que a cómo le compro tal título y yo le dije que no estaba muy interesado (en el título) y que solo me interesaría comprarlo al 5.97%. En el argot financiero, para abreviar se dice que compro al 97. Él, muy diligente y sagaz, me dijo que iba a decirle a su cliente que tenía 97 one shot. Yo me sonrojé, pensé que me estaba ofreciendo licor o que me estaba hablando de una canción de Beastie Boys (sure shot), no sé, pero se refería a que le iba a dar a su cliente el precio del 97 una sola vez, a manera de presión; es la versión inglesa del “lo tomas o lo dejas”. One shot.

Aplica este término para muchos ámbitos. Por ejemplo ayer se negociaron 68 mil millones en los sofisticados y vanguardistas futuros de referencia específica, entonces yo puedo decirle al comisionista que tengo posturas de futuros al 103,4 one shot. Me encanta el término. O si quieren invitar a su pareja al Baum festival, que va a estar buenísimo, le puedes lanzar una propuesta One Shot. Ponerle un plus ahí a ver, lo tomas o lo dejas bebecita (o bebecito).

Sirve también cuando estamos en el filo. Es precisamente ahí, en el filo, cuando más debemos ser nosotros mismos. One shot, lo tomas o lo dejas.

*******************************

Otras publicaciones de este autor: AQUÍ

Deja Una Respuesta