ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Jueves, 26 de enero de 2023. Última actualización: Hoy

Tropiezos de la paz total en el Cauca

El sábado 10 diciembre, 2022 a las 9:20 am
Tropiezos de la paz total en el Cauca

Tropiezos de la paz total en el Cauca.

Por: Felipe Solarte Nates

El 25 de noviembre, en Santander de Quilichao, el ministro del Interior Alfonso Prada, anunció que comunidades indígenas, afros, campesinas y empresarios se habían puesto de acuerdo para solucionar los conflictos por la propiedad de la tierra mediante el diálogo y la concertación, y así, detener la oleada de ocupaciones de fincas por parte de indígenas, la mayoría sembradas de caña de azúcar, otros cultivos y ocupadas por pequeñas y medianas empresas agropecuarias que generan numerosos empleos, en peligro por la inestabilidad reinante. 

Todos estos sectores tuvieron sus representantes en diferentes mesas temáticas organizadas durante el Dialogo Vinculante para el norte del Cauca, celebrado ese sábado en el coliseo “Los Guasimos” y en el colegio Instituto Técnico, con miras a elaborar el Plan Nacional de Desarrollo 2023-2026, y buscar soluciones concertadas al conflicto socioeconómico en el norte del Cauca, para  mejorar las condiciones de vida de la población mediante la construcción de obras de impacto regional como: acueductos, vías,  hospitales, centros educativos, central de abastos, relleno sanitario; y así, iniciar proyectos productivos conjuntos, que potencien la creación de empleos.

En la misma reunión, la vicepresidenta Francia Márquez, invitó a las pandillas juveniles que desde Puerto Tejada se han extendido por el norte del Cauca a seguir el ejemplo de las de Buenaventura, para dialogar y frenar sus guerras por fronteras invisibles y control de negocios ilícitos, con miras a que se  desmovilicen, estudien, puedan dedicarse al deporte y variadas expresiones culturales y además puedan trabajar, con la ayuda del gobierno y la empresa privada, dispuestos a vincularlos y a respaldar sus proyectos de vida.

El 1 de diciembre, en la sede de la ESAP-Cauca, en Pisojé-Popayán, se reunieron autoridades indígenas del CRIC, con  voceros de propietarios afectados por la oleada de tomas de tierras en el norte del Cauca, para escuchar sus denuncias sobre abusos y perdidas económicas causadas en el transcurso de estas acciones que en varios casos han generado hechos de violencia de parte y parte, con saldo de muertos y heridos.

La reunión fue convocada por las senadoras Paloma Valencia del Centro Democrático y la Aida Quilcué, del partido MAIS y  del Pacto Histórico, integrantes de  la Comisión de Derechos Humanos del Senado, presidida por la senadora Jahel Quiroga, quienes estuvieron presentes, además de delegados de la Defensoría del Pueblo. La senadora Valencia destacó que la audiencia era independiente de las políticas de paz del gobierno de Petro.

Al estilo de las audiencias de la Comisión de la Verdad, en ambiente de escucharse respetuosamente y compartir el mismo recinto, tanto empresarios como indígenas se cantaron sus verdades, coincidiendo todos, en que, mientras privilegien las vías de hecho y la violencia, la situación empeorará, no sólo para las partes en conflicto, sino también para la población de todos los municipios afectada por la pérdida de empleos y además por las secuelas del narcotráfico y las guerras por su control.

Precisamente, mientras el gobierno nacional avanza en Caracas en los diálogos con el ELN, invitando a empresarios como el Presidente de Fedegan, José F. Lafaurie y oficiales de las Fuerzas Armadas; en el Cauca, el 4 y 6 de diciembre disidencias de las FARC atacaron dos campamentos militares en Argelia y Buenos Aires, causando un total de ocho soldados regulares muertos y numerosos heridos.

Estas emboscadas obedecen a presiones de los mandos de las disidencias para que el gobierno del presidente Petro inicie diálogos con ellos, así como lo hicieron con el ELN, y no los vayan a considerar, sólo, como un grupo ligado al narcotráfico, minería ilegal, extorsión y otros delitos, a los que les ofrecen el sometimiento a la justicia en lugar de negociaciones para que se desmovilicen y sean juzgados y condenados en condiciones más favorables.

Anteriores episodios que pueden enmarcarse en el empedrado camino de gestionar la “Paz total”, con múltiples escenarios y actores rurales y urbanos; y, que también tienen que ver con el cambio de la política de guerra a las drogas aplicada en Colombia, en los Estados Unidos y otros países; por el regulación del cultivo, procesamiento y mercadeo de sustancias como la marihuana, coca y amapola, que al ser prohibidos sus productos adquieren altos precios generándoles multimillonarias ganancias a los grupos armados, con o sin ideología, que se disputan territorios, rutas y mercados, desplazando, reclutando menores y asesinando a quienes se les oponen. 

Múltiples y conflictivos escenarios, indicándonos que la “Paz Total” propuesta por el presidente Petro, tiene un largo y tortuoso camino por recorrer con paciencia antes de gozar sus beneficios.

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?