Sábado, 19 de junio de 2021. Última actualización: Hoy

Responsabilidad de una gestión pública ineficaz

El lunes 27 octubre, 2014 a las 9:47 pm
Alfonso Luna elecciones 2014

Por Alfonso J. Luna Geller

Dispuesto el cierre de carácter preventivo del relleno sanitario, celda de contingencia, o basurero de Quilichao, por parte de la Corporación Autónoma Regional del Cauca, CRC, para demandar la ejecución de obras o acciones que mitiguen, corrijan y prevengan los daños ambientales causados por el vertimiento de lixiviados a fuentes hídricas cercanas, la decisión causó gran alarma en la ciudad porque, a pesar de ser una medida que mucho había tardado en tomarse, sorprendió a la gerencia de Emquilichao ESP, encargada del tratamiento de las basuras en este municipio, porque no existe un plan de contingencia, un plan B como se dice, que pueda evitar la acumulación de más de 40 toneladas diarias de basuras en los hogares y calles de Santander de Quilichao ante una eventualidad como ésta.

La diligencia realizada por expertos de laboratorios de la CRC y algunos dirigentes cívicos, confirmó que aunque se ha tratado de resolver el problema en Quitapereza, como se llama el área del basurero, los esfuerzos no han sido eficaces, los líquidos más contaminados y contaminantes que se conocen (lixiviados) infectan y envenenan aguas subterráneas, aguas superficiales y los suelos, no solo del entorno, sino que las corrientes van expandiéndolos peligrosamente por la geografía quilichagueña.

Estos hechos, comprobados hoy otra vez, los vienen denunciando las comunidades desde hace rato, tanto que en busca de soluciones han tenido que intervenir la Fiscalía especializada para la protección de los recursos naturales y medio ambiente de Cali, que generó noticia criminal por la presunta comisión del delito de contaminación ambiental conforme al artículo 332 del código penal; la Defensoría del Pueblo, que con abogados delegados para los derechos colectivos y del ambiente, propuso, desde el pasado mes de marzo, que el relleno, celda o basurero, debía cerrarse de inmediato porque atenta gravemente contra el agua, contra el territorio, el ecosistema, el medio ambiente, la salud y la calidad de vida; la misma CRC, que antes había determinado mediante estudios técnicos basados en mediciones idóneas y peritazgos reales en la fuente de emisión contaminante que no podíamos seguir así. En igual sentido se pronunció la Contraloría General del Cauca, que recordó que “en Santander de Quilichao, existe a la fecha una alerta amarilla frente a que lixiviados pudieren haber afectado fuentes hídricas por desbordamiento de éstos, de ser así, debe entrar a suspenderse; adicional a ello no ha existido voluntad administrativa por parte de la Administración Municipal y la empresa para afrontar ésta situación con la debida responsabilidad”.

Luego, la responsabilidad no es de la autoridad ambiental, que al fin pudo cumplir con su obligación legal, ni de la Fiscalía, ni de la Defensoría, menos de la Contraloría, nunca de un simple periodista, que espera el pronunciamiento de la Procuraduría que como que ya tomó cartas en el asunto, mucho menos de las comunidades que observan sus deberes cívicos.

Además, preocupa que por la falta de aquel plan de contingencia, en dos o tres días sin recoger basuras, las calles de Santander podrán convertirse en una repugnante pocilga, en un atentado contra la salubridad pública, y esto debe tener un responsable, que no será precisamente la comunidad que puede padecer, sufrir o ser víctima de la falta de una oportuna gestión.

Es más, no se entiende, por lo paradójico de supuestas inversiones, cómo con problemas tan evidentes y tan viejos en el botadero de basuras, antes de hacer las obras que permitan su normal funcionamiento, se inviertan $400’000.000 para hacer en cuatro meses “los estudios y diseños para la construcción del relleno sanitario regional con aprovechamiento de Quitapereza en el municipio de Santander de Quilichao”, contrato adjudicado, el pasado 25 de junio, mediante licitación pública por la Empresa Caucana de Servicios Públicos, Emcaservicios S.A. E.S.P. a la empresa Análisis Ambiental Ltda. Menos mal que el Juzgado Primero Civil del Circuito, suspendió su ejecución en respuesta a una tutela instaurada por los resguardos Nasa Kiwe, Munchique, Los Tigres, Canoas y Acin, ordenando cumplir con la consulta previa como derecho fundamental que tienen los pueblos indígenas y los demás grupos étnicos cuando se vayan a realizar proyectos, obras o actividades dentro de sus territorios, buscando de esta manera proteger su integridad cultural, social y económica y garantizar el derecho a la participación.

************************************

Artículos en contexto: https://www.proclamadelcauca.com/?s=quitapereza

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?