ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Martes, 28 de mayo de 2024. Última actualización: Hoy

Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca

El miércoles 10 abril, 2024 a las 12:21 pm
Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca
Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca

Por: Leidy Capote López y Felipe Solarte Nates

Coincidiendo con el inicio del cese al fuego entre las Fuerzas Armadas del Estado y grupos armados irregulares, como parte del proceso de Paz Total que busca el gobierno del presidente Petro, en el año de 2023 se registró un crecimiento exponencial de enfrentamientos armados entre diferentes grupos buscando apoderarse de nuevos territorios, del control del narcotráfico, minería ilegal, extorsión, secuestro y de la población a la que han carnetizado, y demostrar más poder de negociación ante el gobierno nacional.

Grupos como las disidencias de las FARC, EMC, la Nueva Marquetalia, el ELN, el Clan del Golfo, entre otros, se enfrentaron entre ellos por copar territorios que abandonaron las FARC – EP, después del acuerdo de Paz firmado con el gobierno del presidente Santos. 

Así sucedió en el departamento del Cauca, especialmente en los municipios asentados sobre la cordillera occidental (Patía, Balboa, Argelia, El Tambo, Cajibío, Morales, Suárez, Buenos Aires) con acceso al océano Pacífico  y en el piedemonte de la cordillera central (Miranda, Corinto, Toribío, Caloto, Santander de Quilichao, Jambaló, Caldono, Silvia, Totoró, Inzá, Belalcázar) y municipios del vecino departamento del Huila.   

De esta manera, el reciente informe sobre violaciones al Derecho Internacional Humanitario, DIH, dado a conocer por Lorenzo Caraffi, Jefe de delegación del Comité Internacional de la Cruz Roja, CICR en Colombia, registra el incremento exponencial en diferentes regiones de Colombia donde el CIRC ha registrado 8 conflictos armados no internacionales entre diferentes grupos.

“En 2023 nuestros equipos en el terreno continuaron presenciando las lamentables consecuencias de los conflictos y la falta de respeto del Derecho Internacional Humanitario. Fueron testigos de la sombra y el temor que permanecen en las comunidades. Vieron cómo la vida cotidiana de las personas es impactada por las disputas entre diversos actores armados. Y cómo ello afecta su acceso a servicios esenciales como agua potable, asistencia de salud, alimentos, educación y, en general, a una vida en condiciones dignas”, se indica en el informe.

Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca
Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca

En ese sentido, la situación humanitaria continúa siendo preocupante, un ejemplo es el caso del desplazamiento masivo que, aunque disminuyó a nivel nacional, en algunas regiones registró un crecimiento exponencial y ha llegado incluso a un incremento del 1000% respecto al año anterior. Los hechos violentos contra la asistencia de salud siguen impidiendo que las comunidades tengan acceso a los cuidados que necesitan. 

Así mismo, durante el año 2023 se registraron 222 casos de personas dadas por desaparecidas en relación con los conflictos armados, los cuales ocurrieron ese mismo año. Comunidades enteras siguen viviendo en su cotidianidad las consecuencias de la presencia de artefactos explosivos. 

“Para nosotros son bienvenidos todos los esfuerzos encaminados a encontrar soluciones negociadas a los conflictos armados. Pues son una oportunidad para reducir el sufrimiento de miles de personas. No obstante, es fundamental recordar que incluso durante diálogos de paz, y aún, cuando existan ceses al fuego, las consecuencias humanitarias de los conflictos armados subsisten, y es allí donde el Derecho Internacional Humanitario ofrece una oportunidad”.

Cabe mencionar que el correcto cumplimiento del Derecho Internacional Humanitario mejora la protección de las personas civiles y otras personas afectadas, permitiendo que se llegue a acuerdos especiales para reforzar de forma directa e inmediata esa protección. Esto, a su vez, puede ayudar a generar confianza entre las partes, aunque son ellas las que deben celebrar estos acuerdos. El Comité Internacional de la Cruz Roja ofrece su experiencia en Derecho Internacional Humanitario y asuntos humanitarios, así como su intermediación neutral para implementarlos.

En el año 2023 el suroccidente de Colombia concentró más de la mitad de los desplazamientos ocurridos a nivel nacional, siendo Cauca y Nariño los departamentos más afectados por confinamiento, presencia de artefactos explosivos y reclutamiento, utilización y participación directa en las hostilidades de niños, niñas y adolescentes. 

En su visita a Popayán Juan Carlos Carrera Narváez, Jefe de Subdelegación del CICR, dio a conocer impactantes cifras sobre el incremento de afectaciones derivadas del conflicto armado, tales como el desplazamiento individual y colectivo, reclutamiento, utilización y participación directa en las hostilidades de niños, niñas y adolescentes. 

Además, el aumento del confinamiento, la desaparición de personas, las amenazas y atentados a líderes, la presencia de artefactos explosivos, son factores que siguen condicionando la vida de sus habitantes, al igual que el trabajo de la misión médica, víctima de ataques a sus vehículos, personal médico y paramédico y a sus equipos y material de trabajo. 

Por su parte, el CICR busca que estas situaciones no afecten tanto a la población civil, en el año 2023 en el suroccidente colombiano se realizaron diversas acciones de protección y apoyo a las víctimas. 

Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca
Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca

Según cifras, 15.000 personas accedieron a las rutas de atención estatales de manera ágil y oportuna, gracias a la orientación y el apoyo que se brindaron con pasantías y capacitaciones adicionales a entidades locales como personerías municipales, unidades de víctimas y defensorías del pueblo. Además, 1.098 familias fueron beneficiadas con asistencia humanitaria luego de desplazamientos masivos o confinamientos. Esta asistencia complementó el apoyo del Estado. 

Así mismo, 6 cuerpos de personas desaparecidas fueron entregados de manera digna a sus familias, 31 personas que estaban en poder de grupos armados fueron liberadas y regresaron con sus seres queridos. Esto fue posible gracias a la confianza en la labor del CICR como organización humanitaria neutral e imparcial. 

Por otro lado, se registraron 117 solicitudes de búsqueda de personas desaparecidas en los departamentos de Nariño, Valle, Tolima y Cauca, 9 cuerpos de personas desaparecidas fueron recuperados en jornadas de búsqueda realizadas en Cauca, Tolima, Valle y Nariño. Los cuerpos fueron entregados al Instituto Nacional de Medicina Legal para realizar los procesos de identificación.

Respecto a programas de atención a la salud mental y física, 436 personas fueron capacitadas en herramientas de salud mental y apoyo psicosocial en el departamento de Nariño para apoyar a víctimas de violencia sexual y artefactos. 341 personas recibieron orientación y apoyo en servicios de salud y rehabilitación física local, incluyendo fisioterapia o ayudas técnicas. 154 personas afectadas por los conflictos armados recibieron atención en salud mental, apoyo psicosocial, de las cuales 96 corresponden a familiares de personas desaparecidas. 

Además, 30 centros de salud y hospitales recibieron donaciones de elementos médicos, incluida indumentaria, para la identificación de la misión médica. Se adelantaron 25 capacitaciones sobre protección de los servicios de salud en peligro y de la misión médica, en los departamentos del Valle del Cauca, Cauca y Nariño, con personal sanitario y fuerza pública realizaron 3 talleres en primeros auxilios, con fines exclusivamente humanitarios, dirigidos a portadores de armas tanto estatales como no estatales. 

En cuanto a la afectación por artefactos explosivos, 67 personas heridas a causa de minas recibirán acompañamiento para el acceso a servicios médicos, 87 víctimas y sus familias en Cauca y Nariño recibieron orientación y apoyo económico para acceder de manera ágil a la ruta de atención estatal, 753 personas afectadas por la presencia de artefactos explosivos en Cauca y Nariño recibieron capacitación sobre comportamientos seguros y apoyo para la elaboración de planes de emergencia ante estos riesgos. 40 docentes de zonas rurales de Tumaco se formaron para hacer multiplicadores de mensajes sobre comportamientos seguros en sus centros educativos. Estos docentes replicaron sus conocimientos entre 4001718 estudiantes y padres de familia.

Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca
Preocupante aumento de violaciones al DIH en Cauca

Así mismo, en infraestructura y acceso a servicios básicos, 1.500 personas en situación de emergencia, tuvieron servicio de agua potable luego de la donación de insumos, 7450 personas tienen mejores condiciones de vida luego de la construcción de 3 casas comunitarias, 3 aulas escolares, un puesto de salud y un albergue escolar, 900 personas tienen mayor acceso al agua gracias a proyectos que abastecen de 50 litros diarios de agua por persona, 3 instituciones educativas recibieron mobiliario escolar para mejorar las condiciones de estudio. 

En seguridad económica y alimentaria, 150 personas participaron en actividades de restauración ecológica en los departamentos de Cauca y Nariño, fueron sembrados 1.200 árboles en riberas de los ríos y se adecuaron vías de acceso. Esto permitirá que se garanticen sistemas de riego para sus cultivos y la disponibilidad de agua para fortalecer su seguridad alimentaria. 

Sumado a lo anterior, 2.500 estudiantes y 292 padres de familia de 6 instituciones educativas en Nariño, Cauca y Valle fueron capacitados en el fortalecimiento de actividades productivas agrícolas, esto se hizo con apoyo de la Secretaría de Desarrollo municipal, autoridades indígenas, campesinas y docentes.

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?