ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Jueves, 6 de octubre de 2022. Última actualización: Hoy

PREMONICIONES SOBRE LA PAZ

El martes 10 junio, 2014 a las 9:15 am

Crepitaciones

Creo en las premoniciones sobre la paz y como la gente dice en su sabiduría popular: “creo en las corazonadas”, en ese sexto sentido tan famoso y reconocido de la intuición, que no solo es propiedad exclusiva de las féminas o de las ninfas, como las bautiza por allí un amigo mío, excelente poeta quilichagueño, refiriéndose a las mujeres, sino que también los hombres tenemos ese pálpito que nos hace ver más allá de las situaciones o de las cosas, deseando que suceda algo extraordinario en mi querida patria Colombia, algo fuera de serie, algo que haga cimbrar nuestras entrañas y que nos ofrezca un mundo mejor, otra vivencia más, otra posibilidad mejor, en síntesis, la otra cara de la moneda, la de la paz y nunca más la de siempre, la guerrerista, la belicosa, la violenta o la uribista.

En ese orden de ideas, muestro mis cuatro premoniciones: la primera, la presentí en los días pasados, cuando nuestro gran campeón del ciclismo, el famoso Nairo Quintana, al final del Giro de Italia, en el podio de los triunfadores, muy feliz y ufano, y con mucho orgullo colombiano, levantó a su bella hija, de pocos meses de nacida y ante el mundo entero, la mostró orgulloso. Al instante, pensé y me imaginé que esa bella imagen sería la propicia para mostrar al mundo ese anhelo represado de la paz, que tanto necesitamos los colombianos y que ya se vislumbra en el horizonte, poco a poco. Incluso, hasta se me ocurrió escribir una columna sobre esa imagen y titularla como “La postal de la paz”. La segunda premonición, la experimenté el pasado domingo 8 de junio del presente año, al observar la foto increíble del Papa Francisco, acompañando al presidente Shimon Pérez de Israel y Madmud Abás de Palestina, aparentemente irreconciliables, por un conflicto largo y sangriento. Al igual que en la primera, al ver la foto de los tres personajes importantes codo a codo, sentí esa corazonada de paz en Colombia, ese efluvio del fin del conflicto en nuestro país. La tercera, es también de tipo deportivo, pues todo nuestro país está volcado en torno al fútbol, pues después de 16 años, volvimos a un mundial, en el Brasil, siendo una feliz coincidencia, cuando nuestra selección se convierta en un motivo de paz, unión y alegría del país en torno a un objetivo común.

Por último, la cuarta premonición, se siente en el ambiente colombiano, como un inconsciente colectivo, de encontrar la paz, por medio de las elecciones del próximo domingo 15 de junio del presente año, como un anhelo largamente esperando, después de 50 años de angustiosa espera, cuando el pasado domingo, en La Habana, se dio el reconocimiento a las víctimas, un paso demasiado fundamental para la paz y en mi concepto personal, el suceso histórico del mes y del año. Por todo lo anterior, en mi condición de víctima y de colombiano convencido de la posibilidad del fin del conflicto y de las premoniciones, votaré por la paz de Santos. Y usted, ¿amable lector?

*************************

Otras columnas de este autor:

https://www.proclamadelcauca.com/tema/noticias-proclama-del-cauca/crepitaciones/javier-enrique-dorado-medina-crepitaciones

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?