Miércoles, 22 de mayo de 2019. Última actualización: Hoy

Panorama actual de Popayán y el Cauca

El lunes 22 abril, 2019 a las 8:50 am

Leidy Cruz – Redacción Popayán

Rubén Erazo, politólogo y analista político, ofreció su reflexión en torno al panorama actual del departamento, a través de 4 puntos. A grandes rasgos, el primero en relación a lo acostumbrado que está el Cauca a vivir de las conyunturas; el segundo en torno a la minga y de cómo todo lo vivido quedó en una incertidumbre; el tercero, en relación a las visitas por parte del presidente de la república al departamento del Cauca; y el último, la responsabilidad de los nuevos gobiernos de asegurar una presencia y buena gobernabilidad.

Del Cauca y sus coyunturas

Erazo inició indicando cómo el Cauca se acostumbró a vivir de las coyunturas, d elas noticias gruesas que suceden a diario y de las que se suele hablar sin mayor sorpresa. Noticias que no necesariamente son solamente de carácter político, sino también de violencia, de dificultades, noticias que no son favorables. De este modo, asegura que el Cauca se está familiarizando con la dificultad vivida día a día.

Lo que quedó de la minga

Popayán es entonces un punto de cambio que está en juego siempre que se alce una voz ante la sensación de incumplimiento de gobierno “siempre vamos a tener entonces la ocupación de la vía Panamericana cuando al CRIC se le antoje y a nosotros como payaneses paguemos los platos rotos de un posible incumplimiento de gobierno nacional y del estado” expresó mientras agregó “quisiera puntualizar: yo no estaría de acuerdo con que Popayán es solamente lo tradicional, lo católico. Popayán es diversa, en costumbres, en maneras de ser, en pensamientos. Tildar como decía el CRIC que todo el que no esté de acuerdo con la minga es europeo no tiene razón”

Entonces, en ese punto pensó al país como una nación multicultural, en donde el departamento del Cauca cuenta con una gran cantidad de mestizaje. Hay una presencia importante de comunidades afrodescendientes y un porcentaje de cerca de un 22% de indígenas, que ha influido en el departamento.

Erazo, hace un llamado a entendernos, a reconocer que somos un departamento multicultural, que tiene diferencias y dificultades, pero que a la larga sí o sí habrá que entendernos y respetarnos los unos con los otros.  

Y tristemente desde la minga indígena no se consideró el respeto hacia las demás comunidades no indígenas. El trabajar por el beneficio propio de una comunidad no puede desconocer que otras comunidades coexisten.

Reflexionó también sobre el derecho constitucional de una libre circulación y de lo injusto que se torna el tener que privarse de desplazarse por el territorio.  

“Todo esto aunado a la prepotencia del CRIC y a su amenaza de tomarse Popayán, eso atizó aún más la indignación, no solo de sectores políticos, sino de la comunidad”

Con ello, con el alza en precios, con el desabastecimiento, con la participación de los mototransportadores y su afectación, porque reconoce que ellos brindan soluciones al grueso de la ciudadanía, y con las demás afectaciones de las que se hablaron tiempo atrás, la ciudad queda moralmente con desasosiego, con tristeza, con rabia, indignación y unos altos niveles de xenofobia.

Se cierra ese proceso con los compromisos adquiridos entre las partes y con el desasosiego en la población.

Del presidente y sus visitas

En resumen, el presidente hizo tres visitas: Popayán, Caldono y Timbío.

Llegó a Popayán y de alguna manera le cumplió al departamento del Cauca. Posteriormente, cuatro días después hace su visita a Caldono en donde se observaron egos, pero también un tema de seguridad y finalmente el presidente no se reúne con los indígenas.

“El presidente anunció un evento cerrado, por seguridad y diría yo que por temas de legitimidad, no era justo que el Consejo Regional Indígena CRIC dijese que se verían de gobierno a gobierno, porque el CRIC no es un gobierno, si bien es un consejo regional de gran calado, de gran importancia, no es un gobierno. Pero Iván Duque es el presidente, se eligió democráticamente y en ese sentido el gobierno legítimo es el gobierno nacional” expuso Erazo.

Quedó entonces, mencionó Erazo, sobre la mesa la duda de por qué finalmente el CRIC no aceptó reunirse a través de sus voceros, si en otros momentos ya habían manifestado que representaban a un grueso de la población  

Después, la visita del presidente fue en Timbío, para la realización de la edición N. 27 del Taller Construyendo País y se percibe como noticia general la intervención del senador Temístocles Ortega, que tuvo un rifirrafe con el presidente. Entonces Rubén expresó que al presidente es propio hacerle reclamos de su accionar, de su ejecución de políticas públicas, de la inconveniencia de un proyecto de ley, “pero un senador a mi juicio no debe venir a decirle a un presidente cómo gobernar. Aún más él, que fue un senador con una campaña de gobierno muy cuestionada”, indicó además que la apuesta del senador retando al presidente era ponerlo como un joven inexperto, que no sabe del departamento, “y quizá tenga razón, pero no es justo que por parte de un senador se venga a enseñarle a un primer mandatario sobre cómo gobernar. Eso es discrecional”

De las Elecciones venideras

Rubén pone todos unos puntos en este momento, “Cuál es el estado anímico de Popayán con todo esto”  “Cómo queda el payanés o el caucano después de estos hechos” y entonces expresa una Popayán descuidada, triste, con gente hastiada de la política, de la corrupción, del clientelismo. Vislumbra un Cauca con incertidumbre, con un desasosiego y enfatiza mucho en ese término; una Popayán en espera de que le deparan los candidatos, esperanzada en un apolítica de altura, con recibir propuestas claras y viables, apuestas sensatas que se puedan realizar.

“Popayán está oscura, le falta luz de liderazgo, le faltan apuestas políticas. Es necesario poder por fin tener un gobierno departamental cercano a la gente, que no se esconda“ dijo y añadió, “al igual que la una Alcaldía que brinde esperanza, oportunidades, especialmente los jóvenes que se están yendo de la ciudad de Popayán”

Puntualizando mayormente, Erazo expresó que el departamento del Cauca está resquebrajado, con unos altos índices de odio, rabia, indignación desasosiego. Expuso que el reto que tienen los candidatos es el tratar de reconstruir un tejido social y propender por la reconciliación, deben proponer un gobierno que emane confianza, un gobierno no corrupto.

Popayán requiere de candidatos que sean conscientes que no tenemos una marca como ciudad, que somos todo y no somos nada: se dice ser una ciudad turística, pero se depende del cierre de la panamericana, entonces no se es turística. No se es una ciudad universitaria, porque la alcaldía o el gobierno no se han enfocado en brindar oportunidades laborales a los cientos de egresados que salen cada año.

Por tanto, con todo lo que expresó Erazo finalizó diciendo “La alternativa es que hay que buscar el perfil de un candidato a la alcaldía que haga renacer a la ciudad de Popayán”

Deja Una Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *