ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Titulares de hoy:    

Falleció de Covid-19 el influencer Dmitriy Stuzhuk     ~    

Más de 3.6 millones de mujeres rurales están afiliadas en régimen subsidiado     ~    

Avanzamos juntos en el Cauca para la prevención del Cáncer de Mama     ~    

Cada 8 minutos y medio muere un colombiano por enfermedades cardiovasculares     ~    

Detecte el cáncer de mama a tiempo     ~    

Cerrado el sector comercial de La Esmeralda como medida sanitaria     ~    

Más de 100 familias quilichagüeñas fueron beneficiadas con el programa Mi Negocio     ~    

VILLA RICA TE RECONOCE     ~    

Trump y la decadencia de los Estados Unidos     ~    

Establecimientos cerrados por no cumplir con protocolos de bioseguridad     ~    

Capturan a responsables que lanzaron granada en un CAI de policía     ~    

Entrega de equipos audiovisuales a la seccional de Tránsito de la Policía Metropolitana de Popayán     ~    

14 mil personas del área rural de Popayán accederán agua potable     ~    

Infectado con Covid puso en riesgo a funcionarios y ciudadanía en Quilichao     ~    

Quilichao Vive la Música e impulsa la cultura local     ~    

Así va la recuperación de los puentes históricos de Popayán     ~    

Leve aumento de casos positivos para covid – 19 en el Valle     ~    

Caleños aprovechen papayazo tributario antes del 31 de octubre     ~    

Educación ambiental para proteger recursos naturales en Piamonte     ~    

Alcaldía de Popayán verificará el cumplimiento de las medidas de bioseguridad en la venta de licores     ~    

Miércoles, 21 de octubre de 2020. Última actualización: Hoy

Más transparencia y menos autobombo

El lunes 20 abril, 2020 a las 10:12 pm

Más transparencia y menos autobombo deben tener las comunicaciones de las autoridades

  • Una investigación conjunta entre la FLIP y la MOE analizó 2.128 piezas de 30 contratos realizados durante el 2018 (antes de iniciado el proceso electoral local) por las alcaldías de nueve ciudades capitales y de Buenaventura.
  • De esos mensajes o piezas hay 1.237 de “autopromoción” (58%), 738 de tipo “informativo” (35%) y 153 piezas “no identificadas” (7%).
  • Los contratos indagados suman más de 91 mil millones de pesos.

La Fundación para la Libertad de Prensa – FLIP y la Misión de Observación Electoral -MOE alertaron sobre la necesidad de mayor transparencia en los procesos de contratación de los gastos de comunicaciones durante esta emergencia por el COVID-19, y solicitan restringir, de una vez por todas, la autopromoción de los mandatarios.

Esta alerta hace parte de los resultados de una investigación realizada sobre los mayores contratos ejecutados en el curso en 2018, bajo el concepto de publicidad oficial por las alcaldías de Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla, Bucaramanga, Mocoa, Buenaventura, Montería, Santa Marta y Neiva. Hay que recordar que el pasado 8 de abril, la Contraloría y la Procuraduría empezaron a hacer un seguimiento especial para que los recursos públicos no sean utilizados en publicidad innecesaria asociada a la emergencia por COVID-19.

Se analizaron los contratos sobre publicidad oficial que las diez alcaldías remitieron y sobre esa información se seleccionaron tres contratos por ciudad: los dos de mayor cuantía destinados para publicidad oficial y el contrato de mayor cuantía de material POP. La MOE y la FLIP le solicitaron a cada alcaldía los soportes de esos tres contratos, es decir, la evidencia ya sea física o digital de lo que se ordena en ellos.

Así pues, la investigación abordó 30 contratos que sumaron 91.611.829.777 pesos. En varios casos se trataban de contratos de altos montos que fueron ejecutados por medio de la creación de otros contratos.

Según Jonathan Bock Ruíz, subdirector de la FLIP: “al analizar detenidamente las 2.128 piezas de los contratos nos encontramos con que el 58% eran informaciones de autopromoción o autobombo de los funcionarios y las administraciones. Estas piezas carecían de elementos informativos o de política pública relevantes para la ciudadanía”.

La investigación indica que sólo el 35% de las piezas analizadas eran de carácter informativo y un 7% no se pudieron identificar. Las piezas analizadas consistían en 522 piezas contratadas en prensa, 263 en radio, 432 audiovisuales, 181 piezas para redes sociales y 730 de materiales POP.

Alejandra Barrios Cabrera, directora nacional de la Misión de Observación Electoral -MOE-, explica que «la publicidad que se contrata con dineros públicos fue en general usada para exaltar la imagen del alcalde o de la entidad. Su contenido podía estar ofertando un derecho o un bien, sin embargo, no informaba con precisión a la ciudadanía sobre cómo acceder al beneficio y se focalizaba en exaltar los logros de la administración y el funcionario».

Las organizaciones que realizaron la investigación hicieron un llamado a las alcaldías en todo el país para restringir cualquier contratación que tenga como finalidad la autopromoción, en especial ahora en plena emergencia causada por el COVID-19, que obliga que el gasto público en comunicaciones sea responsable y transparente.

Según la investigación, los mandatarios deben garantizar que los gastos en publicidad únicamente sirvan para: 1) impulsar políticas públicas. 2) fomentar valores para la ciudadanía. 3) informar al ciudadano sobre sus derechos y obligaciones y 4) ofrecer servicios a la ciudadanía, canales de información y instrucciones de procedimientos.

Las organizaciones recomendaron a todas las autoridades nacionales, departamentales y municipales aplicar seis claves para la aprobación de cualquier pieza comunicativa:

  1. El eslogan de la administración no debe ser el contenido principal de la pieza.
  2. No debe tener menciones de ningún funcionario de la entidad.
  3. No realice menciones al partido político de gobierno, senadores, concejales, diputados, ediles.
  4. No ataque a opositores u otras administraciones.
  5. No se centre en promocionar la gestión de gobierno.
  6. Asegúrese de que contenga información de utilidad para la ciudadanía.

Transparencia en la contratación de comunicaciones

Finalmente, una de las grandes dificultades que evidenció la investigación es la organización de la información y almacenamiento en formatos auditables. En la contratación de publicidad oficial se encontraron soportes borrosos o archivos que no contenían nada o no abrían. Lo anterior no permite una veeduría contundente sobre el presupuesto público por parte de las entidades de control estatal y miembros de la sociedad civil.

En cuanto a la transparencia de la publicidad oficial, la investigación halló que la carencia de normatividad frente a cómo deben ser almacenados los mensajes sobre publicidad oficial, y la falta de claridad y de un marco normativo en relación a los precios que se deberían pagar por las piezas de publicidad oficial son hechos que impiden una mayor transparencia.

En la mayoría de contratos analizados no se pudo establecer con claridad cuánto pagaron las alcaldías por determinada pieza, por ejemplo, una cuña radial, una pieza audiovisual, un artículo en prensa. Este criterio ambiguo en las distintas ciudades hace muy difícil determinar en cuales efectivamente se puede hablar de sobrecostos o irregularidades.

Aquí el Informe Completo:

***************************

Copyright © 2020 Fundación para la Libertad de Prensa, All rights reserved.

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta