Jueves, 9 de febrero de 2023. Última actualización: Hoy

Las catacumbas de la libertad

El jueves 27 enero, 2022 a las 8:33 am

Las catacumbas de la libertad

Cuando éramos niños solo la luz de Medellín no titilaba. Es decir, cuando la oscuridad era el sitio de medición de la valentía o de la falta de miedo y quien se adentraba en ella se ganaba el respeto. Quizás porque la relación entre oscuridad, muerte e ignorancia fueron de la mano en ese entonces que ya nos parece tan lejos, asomarse a la oscuridad era terrible. Pero ya nadie le tiene miedo a la orilla oscura.

El avance desbocado de la humanidad, la fuerza sin límites que impulsó el conocimiento y ahora último el avasallamiento del algoritmo para poder alcanzar en todos los ordenes la comodidad, nos ha hecho entregar un alto porcentaje de lo que éramos. Tanto que, muy en breve, pondrán al ser humano a ir reduciendo precipitadamente su libre albedrío y a ceder una parte cada vez más crecida de su yo.

El seguimiento de nuestros pasos a través del celular que siempre muestra donde estamos. La estructuración del carnet de sanidad que en China han perfeccionado combinando algorítmicamente los planos de identidad y control. El dominio que ejercen en los países de Europa con las tarjetas bancarias, espiándoles permanentemente, han sido exagerados al máximo con el combate al covid y songo sorongo lo fueron generalizando hasta quedar inmersos en un totalitarismo en donde poco o nada cuenta ya la libertad de que gozamos por siglos.

Algunos, empero, en el estertor por defender una vez más esa libertad, buscamos las catacumbas imaginarias como los cristianos antiguos para huir de tamaño agobio.

Por ello, entendemos las protestas antivacunas, las marchas anticarnet y atacamos y criticamos el nuevo orden mundial que el Fondo de Inversión Vanguard y sus socios y beneficiados han instaurado en los dos últimos años en el mundo.

Nadie puede hablar de ese Fondo de Inversión. Nadie puede contarnos sobre cuantas farmacéuticas mundiales son de su propiedad ni cuantos hilos verdaderamente manejan. Con la clasificación aplastante de que Vanguard es un invento más de los conspiracionistas, hemos ido ocultando el que los nuevos dueños del mundo nos vayan controlando, esclavizándonos, agobiándonos con más y más comodidad.

Vamos hacia una orilla en donde solo nos quedará el recuerdo de cuando inventábamos arte y literatura, pintura y música en el cerebro humano, no en las entrañas de un algoritmo. Y aun así, no estaremos seguros porque nadie sabe dónde diablos nos dejarán guardar esos recuerdos en el oscuro mundo de las catacumbas de la libertad. Pero es hacia allá a donde nos dirigimos los pocos o muchos que sigamos creyendo en que pese a todo no dejaremos de ser dueños de nuestro propio yo.

Listen to «CRÓNICA DE GARDEAZABAL # 339, las catacumbas de la libertad,26/01/2022» on Spreaker.

***********************

Otras publicaciones de este autor:

Sigue a Proclama en Google News
También te puede interesar
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?