Jueves, 9 de febrero de 2023. Última actualización: Hoy

LA CASUALIDAD

El domingo 13 enero, 2019 a las 2:06 pm
LA CASUALIDAD

Por Leopoldo de Quevedo y Monroy

LA CASUALIDAD

Casualidad es una palabra que viene del latín y significa caer al dedo, caer por suerte, tocarle sin razón aparente. Algo que uno no se imaginaba le tocó asumirlo, sin esperar algo llegó a sus manos, sucedió aquello como consecuencia de un hecho fortuito.

Muchas cosas le suceden a alguien en la vida sin que las haya deseado o esperado: por la pura «mecánica» del movimiento o la acción de circunstancias ajenas a la propia voluntad. Ganarse un premio al que llegara de último o de primero o al número 101 de la boleta para quien la haya comprado.

Las casualidades existen todos los días y nos sorprenden, nos hacen felices o nos disgustan. Por eso, porque son producto de la suerte, porque no estaban en el presupuesto diario, a ocupar un puesto o comprar una prenda en un almacén. O, en un caso fortuito porque se tomó un remedio del frasco o el paquete equivocado y se intoxicó.

También sucede en muchos matrimonios o amistades. Llegar uno a trabajar y toparse con la mujer que no buscaba y que el destino le tenía preparada para su felicidad o su desilusión. Será casualidad, suerte o destino. Dará lo mismo. Es la vida que sirve platos como si se le hubieran pedido desde hace años y que uno lo interpreta como premio o castigo.  

Casualidad, caerle encima, llegarle de improviso, suceder porque tiene que suceder. Porque llegó el día que tenía que ser. Casi siempre lo que sucede por casualidad es bueno. Conocer a alguien que lo aprecia a uno sin merecimiento anterior alguno… Recibir un trato cariñoso sin haberlo cultivado antes… gozar de la benevolencia de alguien aparentemente sin buscar merecerlo…La vida, entonces, cambiará, mejorará, valdrá la pena haberlo vivido.

También podrá alguien recibir en su vida una casualidad malvada, una sorpresiva «mala racha»… y desafortunada. Pero de eso no hablaré en este mes que es de buena suerte y esperanzas redentoras. Enero es empezar de cero, de plana en blanco del año. Todo es transparente, translúcido, brillante, esperanzador. Sin una sola espina.

Cada uno que lee este mensaje es una persona libre, no encerrada en una cárcel, de mente abierta y de razones obvias. La vida es pródiga, no avara, le da a cada uno lo que necesita, lo que puede alcanzar con solo estirar la mano o idear con su calete.

La casualidad no sorprende a nadie. Llega en el momento que las circunstancias han ido formando. Nada sale de la nada. Es como cuando uno abre la boca del horno y en lugar de masa salen panes y tortas. Alguien ha puesto antes en la bandeja una forma, una idea, una masa con vida adentro y energía. El fuego y el tiempo hacen su oficio. Con curia y de la materia que encuentran dan forma a realidades que están escondidas en la masa. Solo se necesita la materia prima, la energía humana y las cosas aparecen sin casualidad.

12-01-19                                                         11:23 a.m.

**************************************************

Otras publicaciones de este autor en: https://www.proclamadelcauca.com/tema/noticias-proclama-del-cauca/opinion/leopoldo-de-quevedo-y-monroy/

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?