ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Viernes, 3 de diciembre de 2021. Última actualización: Hoy

DE ISMAEL A ISMAEL: UNA CRUEL PARADOJA

El viernes 3 marzo, 2017 a las 4:26 pm

Crepitaciones 2017 - Li. Javier Enrique Dorado Medina

En el diccionario de la Real Academia Española (DRAE), versión 2014, encontramos la palabra “paradoja” con los significados de: “hecho o expresión aparentemente contrarios a la lógica” y también: “empleo de expresiones o frases que encierran una aparente contradicción entre sí”.

Si colocamos nuestro lente de aumento a muchas situaciones de la vida colombina y personal, encontramos que está llena de muchas de ellas, incluso, alguien por allí se atrevió a decir que “la vida es una paradoja”, pero saliéndonos de este concepto filosófico, encontramos por ejemplo que hubo una paradoja en el momento en que la guerrilla y la ONU dieron ejemplo de rectitud y responsabilidad al cumplir con lo pactado en los acuerdos de paz, saliendo ordenadamente a buscar las zonas veredales, mas no así el gobierno central quien incumplió con su palabra al no dotarlas con todo lo necesario, siendo esa tarea muy sencilla y urgente. Otra paradoja: el gobierno muy tranquilo y orondo, le quitó un gran porcentaje del presupuesto nacional destinado a ciencias y a la investigación, dizque para destinarlo a la construcción de las redes y vías terciarias, debiendo ser lo contrario. Y así por el estilo, la lista de paradojas colombianas es sumamente larga y curiosa, siendo un campo propicio para la reflexión, el humor y las caricaturas.

Dentro de esa lista de paradojas colombianas, quiero compartir con ustedes una que me llamó mucho la atención por estos días y que ha pasado inadvertida por todos los medios de comunicación menos PROCLAMA DEL CAUCA, en representación de quien esto escribe y que me vino a la memoria al conocer la cruel historia de ISMAEL ENRIQUE ARCINIEGAS, con 74 años, el primer colombiano caleño, ejecutado en China, con una inyección letal, por narcotráfico el pasado lunes 27 de febrero del presente año. Fue capturado en el 2010, tratando de ingresar a ese gran país 4 kilos de droga, de la cual recibiría a cambio 5.000 dólares (el equivalente de 15 millones de pesos colombianos), que le costaron la vida. Su triste presidio de 6 años largos y penosos en condiciones infrahumanas en una cárcel de Cantón (China), se convirtió en un episodio lamentable que movió a la opinión pública nacional, como un recordatorio de los efectos nocivos y humillantes de ese negocio que siempre tiene consecuencias nefastas.

Ahora bien, apenas leí el nombre de aquel colombiano y debido a mis constantes lecturas, como ratón de biblioteca, al instante me acordé del otro homónimo, un célebre poeta santandereano, gran periodista y traductor, ISMAEL ENRIQUE ARCINIEGAS, nacido en Curití, el 2 de enero de 1865 y fallecido en Bogotá, el 23 de enero de 1938, a la edad de 73 años. Fundador de varios periódicos santandereanos como “El Impulso” y “El Eco”, también adquirió y dirigió por 30 años el periódico conservador “El Nuevo Tiempo”.  Escribió muchas obras poéticas y fue un traductor renombrado.

A los 2 personajes homónimos, los unió la escritura, pues Ismael Enrique, el caleño, escribió en los años 70, una revista de los Juegos Panamericanos y alcanzó a escribir un libro “Guerra Santánica”. Con 79 años de diferencia entre las dos fechas de sus respectivas muertes, ambos colombianos pasaron a la historia con un mismo nombre y un destino paradójico.

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?