ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Lunes, 28 de noviembre de 2022. Última actualización: Hoy

Gobierno rectifica política petrolera

El viernes 28 octubre, 2022 a las 4:50 pm
Gobierno rectifica política petrolera
Gobierno rectifica política petrolera
Foto: Semana

Gobierno rectifica política petrolera

Felipe Solarte Nates

El gobierno de Petro se posesionó en medio de un convulso panorama económico y político mundial caracterizado por desbarajustes en la “normalidad” desencadenados por el Covid 19.

La parálisis en la movilidad y producción llevó a que la mayoría de países, para afrontar la emergencia y subsidiar a la población y empresarios, incrementaran gastos y se sobre endeudaran, como lo hizo en Colombia el gobierno de Duque, gobernando por decreto y sin mayor supervisión del Congreso y organismos de control.  

Las prolongadas cuarentenas antes de las vacunas, además de incertidumbre, pesimismo y conflictos familiares -incubados en hogares en medio de convivencia permanente y después de millones de contagiados y muertos-, frenaron la producción agropecuaria, industrial y el comercio mundial, presionando el alza de precios de alimentos, productos y servicios básicos. Además, agudizó conflictos sociales represados como los que estallaron en Chile, Ecuador y Colombia.

Con la guerra entre Rusia y Ucrania se agravó y entorpeció el proceso de recuperación de la economía mundial, al quedar Alemania, la locomotora europea, y la mayoría de países del viejo continente, -a excepción de Francia que no había cerrado sus centrales nucleares-, sometidos a crisis energética, al encarecerse y no tener garantizado el suministro de gas y combustibles al suspender las compras en gran volumen a  Rusia, que manejó a su antojo los oleoductos, en represalia por sanciones impuestas por los Estados Unidos y sus aliados de la OTAN, a raíz de la ocupación de Ucrania ordenada por Putin.

Ensombrece la situación internacional la posibilidad de que se abra otro frente de guerra, en caso de que China decida ocupar la isla de Taiwan, que históricamente le pertenece y actualmente es gobernada por amigos de los Estados Unidos.

El primer ministro Xi Jiping, recientemente confirmado para su tercer mandato por el partido Comunista, así lo ha expresado. 

El encarecimiento de los combustibles, fertilizantes y alimentos en la mayoría de países, más la devaluación de la mayoría de monedas con relación al dólar, configuran el marco de inflación más recesión o estancamiento en la producción (estanflación).

La situación es tan apremiante que el Euro ya vale menos que el dólar y la Libra esterlina perdió gran parte de su valor. En este brumoso paisaje el peso no se ha librado de caer, agravada la situación por confusas declaraciones del presidente Petro y algunos de sus ministros, en cuanto a la futura exploración y explotación de petróleo y gas, amplificadas por medios de comunicación en manos de grandes grupos económicos que ven en peligro generosas exenciones tributarias y subsidios concedidos por gobiernos anteriores y apuestan a que le vaya mal al gobierno para recuperarlo en las próximas elecciones.

Para lograr la paz total, reforma agraria integral y sus principales programas, al gobierno de Petro le tocará alargar el plazo de la transición energética y la prioridad de luchar contra el cambio climático, en un país que aporta menos del 0.5% en producción de CO2.

Cuando países industrializados como Alemania volvieron a usar carbón en sus termoeléctricas, el gobierno del Pacto Histórico no puede darse el lujo de liderar la lucha contra el cambio climático suspendiendo la exploración de petróleo y gas, que con el carbón suman casi el 50% del valor las exportaciones del país, y con los impuestos a Ecopetrol y otras empresas, apalancan el presupuesto nacional, sin olvidar que abastece el creciente consumo interno de combustibles y con las regalías, financian importantes obras, investigaciones y proyectos productivos en departamentos sin recursos propios, como el Cauca.

Reciente editorial de El Espectador, así lo expresa:

“Si Colombia no dependiera de esos ingresos para financiar todos sus proyectos sociales, vaya y venga que nos convirtiéramos de inmediato en un referente de la transición energética, pero mientras no haya un plan claro, en medio de una crisis global en buena parte provocada por las fuentes energéticas, abandonar el extractivismo es dispararnos en un pie. ¿Con qué se van a financiar las ambiciosas reformas que se han planteado? ¿Qué ocurrirá cuando se empeore el flujo de capitales? ¿Qué sucederá si el peso se sigue devaluando por encima de monedas equivalentes? Sería un grave error que el Gobierno prefiriera ser combativo a conciliador. No es lo que el contexto en el que le tocó gobernar hoy demanda. Ojalá enderecen el curso antes de provocar un desastre irreversible.”

El ministro Ocampo y recientes declaraciones del Presidente Petro y la ministra de Minas demuestran que el gobierno no es inflexible y como los buenos técnicos de fútbol sabrá amoldarse al desarrollo intempestivo del juego.

************************************

Otras publicaciones de este autor:

Felipe Solarte Nates
Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?