Lunes, 24 de enero de 2022. Última actualización: Hoy

Exmagistrado de la Corte Suprema de Justicia asistirá al director de Proclama del Cauca, denunciado por supuesta calumnia

El miércoles 7 octubre, 2015 a las 7:13 pm

Alfonso J. Luna GellerPor Alfonso J. Luna Geller.-

El jurista, catedrático, escritor y abogado penalista Germán Pabón Gómez decidió asumir la asistencia jurídica del director de Proclama del Cauca, Alfonso Luna Geller, quien fue denunciado por el ingeniero Luis Eduardo Grijalba Muñoz, alcalde municipal de Santander de Quilichao, ante la Fiscalía General de la Nación por una supuesta calumnia.

El ex magistrado auxiliar de la Corte Suprema de Justicia y ex fiscal delegado ante la misma institución, Pabón Gómez, fue el investigador que desbarató el “carrusel de la contratación”, quien descubrió el peculado por apropiación, cohecho, fraude procesal, falsedad documental y concierto para delinquir, que tienen en la cárcel al alcalde de Bogotá Samuel Moreno y a los primos Nule, entre otros, protagonistas de otra multimillonaria defraudación al Estado. El abogado Pabón Gómez fue quien en el desempeño de aquellos altos cargos ante la Corte Suprema de Justicia fortaleció la majestad de la Justicia y devolvió la credibilidad pública en la Fiscalía General de la Nación.

Germán Pabón Gómez

Foto: Gabriel Aponte / www.elespectador.com

En estas circunstancias y ante el debate jurídico instaurado en contra de Proclama del Cauca por Grijalba Muñoz, el abogado Pabón Gómez anunció que actuará conforme lo espera la sociedad: que se aplique la Justicia sin contemplaciones, a partir de una diligencia de conciliación convocada por la Fiscalía, la cual se realizará el próximo miércoles 14 de octubre en la Casa de la Justicia de Santander de Quilichao.

Mientras tanto, el alcalde Grijalba Muñoz sacó otro comunicado público en el que sostiene que “no pretende silenciar al medio de comunicación, solo pedir protección del bien jurídico del honor y dignidad”. Sin embargo, el funcionario nuevamente promueve la confusión al sostener una serie de falsedades, que de tanto repetírselas parece haberlas asumido como ciertas.

Es falso que el medio de comunicación haya injuriado o atacado “la honra y buen nombre” de Luis Eduardo Grijalba Muñoz, mucho menos los de su familia. Nunca se ha hecho una referencia personal o familiar; todas las reseñas se han hecho sobre sus alcaldadas o asuntos oficiales de la administración pública, que no son intocables, que obligatoriamente, para el medio de comunicación que le sirve a la sociedad no deben mantenerse nunca ocultas, en la oscuridad o guardadas en silencio para que el alcalde no se vaya a incomodar. Estamos dedicados es a la defensa de lo social, de lo comunitario, al reproche de la gestión de un administrador de los recursos públicos, no al padre, esposo, hijo, primo o amigo, como él quiere hacerse víctima. Grijalba mientras sea el administrador de los recursos públicos estará sometido al escrutinio público y criticarlo o denunciarlo no es violar su honra, ni su buen nombre.

Es falso lo que afirma el señor Grijalba en el comunicado cuando dice que el director de Proclama del Cauca responde a un “proceso político y en donde él tiene intereses”. Falso porque lo que él se imagina no es real. Alfonso Luna Geller no pertenece a ningún proceso político y menos, tiene intereses diferentes al ejercicio del periodismo. Tampoco es cierto lo que el alcalde sostiene de manera abusiva y terca, que tenemos “jefes políticos” porque es otra absoluta falsedad: somos nuestros propios jefes. Aquí desautorizamos a cualquier iluso político que crea que ha tenido o tiene alguna autoridad en Proclama del Cauca.

Es falso que llevemos “más de cinco años de señalamientos, deshonra y juicios que mi familia y yo hemos tenido que padecer de manos del señor Alfonso Luna Geller”. Lo repetimos, porque él lo repite en su comunicado con intenciones perturbadoras; son casi cuarenta años de ejercicio periodístico, y en los últimos cinco jamás nos hemos referido a Grijalba de manera personal, ni sobre su familia, que no conocemos. Otra inmensa falsedad, que inclusive nos ha llevado en ocasiones a la autocensura cuando nos hemos negado a publicar noticias porque supuestos familiares del señor Grijalba se han visto involucrados en la comisión de delitos.

Falso cuando afirma el alcalde que “los múltiples escritos del señor Luna, van acompañados “Denuncias” sin piso, ni peso jurídico, cuya fuente de información se sustenta en el rumor y el comentario de pasillo (Sic)…”. Al respecto, tenemos que informarle a la opinión pública que sí se adelantan procesos en Procuraduría, Fiscalía, y la Contraloría General del Cauca, sobre los cuales se está preparando un informe final con los avances alcanzados en los mismos.

Grijalba suplica, equivocadamente: “equilibrio en la información, no realiza un periodismo imparcial, ecuánime y equilibrado, su falta de ética es tan evidente que jamás menciona las obras que para beneficio de los Quilichagueños hemos adelantado; su falta de objetividad es tan evidente que puede observar la sevicia y el ánimo de causar daño con la “desinformación” (sic)”. Pues bien, eso no nos corresponde, no somos la oficina de publicidad oficial que le sirve al alcalde. Para la supuesta cátedra de periodismo que intenta, tenemos que decirle que no es noticia lo normal, no es noticia que el funcionario cumpla con sus obligaciones; no es noticia que sea honesto, no es noticia que invierta bien el presupuesto público; pero es tanto lo contrario, que se atreve a exigir que la noticia sea lo normal. El periodismo real es otra cosa, señor alcalde, es para denunciar los daños que un funcionario le pueda causar a la sociedad a la que debiera servir y nosotros nos especializamos en eso, es para resaltar los abusos de poder, es el periodismo de denuncia, es el que hemos convertido en un deber social, es un periodismo que lógicamente despierta los odios del corrupto. Por eso hemos estado expuestos, y podemos intuir un poco el futuro.

Santander de Quilichao es nuestro hogar, y lo malo que a su interior ocurra, porque a todos nos afecta, será denunciado por Proclama del Cauca sin tregua mientras exista, cualquiera sea quien administre los recursos de todos los quilichagueños. Si por esta labor tenemos que transitar por los estrados judiciales, pues nos tocará hacerlo para responder por nuestras acciones. Igual, exigiremos que los demás también respondan por las que les correspondan. Eso es Justicia, sin contemplaciones.

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?