Martes, 27 de julio de 2021. Última actualización: Hoy

EL QUE MAL EMPIEZA… MAL ACABA

El miércoles 2 junio, 2021 a las 1:19 pm
EL QUE MAL EMPIEZA… MAL ACABA

EL QUE MAL EMPIEZA… MAL ACABA

EL QUE MAL EMPIEZA… MAL ACABA

CREPITACIONES 2021

Transcurrido ya más de un mes largo y complicado de un Paro Nacional histórico, desde el pasado miércoles 28 de abril / 21, convocado por el Comité Nacional de Paro, que ha demostrado el poder soberano del pueblo unido como nunca antes lo había demostrado, en lucha por sus reivindicaciones sociales, junto al despertar y dinamismo de nuestros jóvenes siempre en primera línea, se ha convertido en la prueba reina, de fuego y fehaciente de la total ineptitud del actual gobernante colombiano, de apenas 45 años de edad (cualquiera diría que por ser joven saldría adelante en el arte de saber gobernar un país), con total inexperiencia política anterior en “la cosa política”, siendo fácilmente manejable por quien ya sabemos de sobra (y quien también se aprovecha de su inmadurez para manejar igualmente a todo un país detrás de él), llegando allí al Solio Presidencial, al más alto cargo, el cual le ha quedado muy grande, por obra y bendición de su mentor, diría yo, de su manejador actual, calmando así las ansias de megalomanía de tan tétrico personaje, convirtiéndose así en la piedra en el zapato de nuestro gran y bello país, desde hace ya 20 años, quien no merece ese destino azaroso.

Es así cómo, el mencionado paro en 12 diálogos y negociaciones hasta ahora negativas, no ha salido avante, debido a que, en mi concepto personal, el llamado Presidente (por su falta completa de personalidad), no ha querido reconocer el uso exagerado de la fuerza pública al repeler y atacar “a sangre y fuego”, a los manifestantes, situación que ya sido condenada por organizaciones internacionales, como la OEA y el CIDH (Comité Interamericano de Derechos Humanos), próximo a visitarnos en los próximos días, desde el 8 de junio /21, en contravía de lo que deseaba la actual canciller Martha Lucía Ramírez, quien según un capricho de la misma, quería que fuese para el 28 del mismo mes, recibiendo por este motivo de mala fe una especie de ultimátum (léase “un regaño diplomático”), de parte de las altas esferas del gobierno de Joe Biden, para que cambiara en 24 horas ese deseo malevo y mal intencionado, al estilo Duque-Uribe.

Tal como la acción desastrosa de la Canciller, todos los actos de gobierno de DUQUE-Uribe, desde el comienzo de su mandato han comenzado muy mal, haciéndole caso así al refrán sabio del título de la presente columna. Veamos, a vuelo de pájaro: 1.- El 7 de agosto /18, recibió en bandeja de plata el tan esperado Acuerdo de Paz de La Habana: no ha sido capaz de implementarlo en tres años. 2.- El 21 de noviembre /19, tuvo un primer paro: no aprendió la lección popular. 3.- En el 2020, en la pandemia, se refugió en su torre de marfil como un presentador de un estudio de TV., hasta el 4 de mayo /21. 4.- Fue despertado, por el clamor popular: ¡NOS ESTÁN MATANDO!, por los jóvenes desde el paro del 28 de abril /21. 5,- Ante la situación triste de Cali, con 10 fallecidos, la Gobernadora del Valle le solicitó ayuda. Solución Duquista: asistencia militar con 8.000 militares y más.

En conclusión: cuando el llamado presidente acude a medidas militares extremas como las últimas citadas, va de mal en peor, no tiene el respaldo popular. Ejemplo: el abucheo del pasado domingo 30 de mayo /21, en Cali. Han sido 3 años perdidos.      

*****

Otras publicaciones de este autor: Aquí

Sigue a Proclama en Google News
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?