Martes, 16 de agosto de 2022. Última actualización: Hoy

El Facebook y su influencia en la vida personal y profesional.

El martes 1 febrero, 2011 a las 2:19 pm
Por Lic. Silvio Erwin D´Vries A.
Docente Univalle sede Norte
Coordinador de investigación.
Uno de los fenómenos más conocidos hoy día en el campo del Internet son las redes de comunicación social. Existen más de doscientas páginas Web dedicadas a contactos, entre ellas, Facebook™.
Ante estos avances tecnológicos, se han comenzado a utilizar las redes sociales con diferentes finalidades como por ejemplo, herramientas para la búsqueda de posibles compañeros sentimentales, amigos y hasta candidatos a empleo. Ello nos conduce a los siguientes interrogantes: ¿Es apropiado utilizar las redes de comunicación social como criterio para evaluar la idoneidad de las personas que buscamos para hacer parte de nuestro entorno social? y más aun, ¿es legal utilizar esta información como criterio para la contratación de un empleado? ¿Hasta dónde llega el uso de la información que aparece en esta red para uso patronal, gubernamental o personal sin el conocimiento del dueño del mismo?
Es importante considerar que estas páginas almacenan información que sirven para obtener datos de perfil personal y psicológico hasta datos personales como fecha de nacimiento, que pueden ser utilizados por individuos interesados en utilizar dicho conocimiento con fines poco o nada apropiados, entre estos, el saqueo de cuentas bancarias, tarjetas de crédito y en otros casos, hasta para llegar a intimidar y asesinar a una persona, como ya sucedió en un caso muy conocido por todos en el que por medio del Facebook™ se accede a la información de una chica en Bogotá, se crea un vinculo virtual de amistad y luego se abusa de dicha información para efectuar un robo que termina con la muerte de la chica en cuestión. Sin duda un problema serio el cual no se le puede restar atención.
Sin embargo, muchos usuarios de estas redes sociales permiten la manipulación indiscriminada de información personal por personas que en cualquier momento pueden hacer mal uso de la misma todo esto a pesar que compañías líderes en seguridad informática y de sistemas de control advierten en reiteradas ocasiones y por todos los medios a los usuarios de redes sociales sobre los peligros de permitir a extraños el acceso a sus perfiles en línea.
Claro que no se puede negar el gran servicio que desde las redes sociales se puede brindar. En casos muy específicos quiero iniciar con el más celebre y el menos acertado; el efecto de convocatoria logrado en las pasadas elecciones a presidente por el Partido Verde, caso bien conocido por todos ya que según los expertos en la web y en influencia de las Tic´s en las masas se lanzaron a profetizar un triunfo arrollador de tinte verde; con tristeza muchos crédulos de buena fe, nos limitamos a ver desde lo lejos la triste realidad, cómo esta predicción se perdía en medio de una marea de promesas, que si bien en ese momento me parecían lejanas, hoy tengo que rascarme la cabeza al ver algunos pinitos, en sí muy pocos resultados, pero al fin y al cabo resultados.
Como segundo caso y alejándome de los juicios o prejuicios políticos adquiridos en esta experiencia, vale la pena mencionar que luego de las tragedias ocurridas en Haití, Chile (tanto el terremoto como el caso de los mineros), el invierno en Colombia, Brasil, las redes sociales cumplieron un papel fundamental al tramitar información en tiempo real, convocar a los participes de estas comunidades a las diversas movilizaciones de apoyo y a crear una conciencia solidaria que en últimas deja muy en alto el servicio humanitario que pueden llegar a prestar las redes sociales.
Como tercer caso y aun más reciente, se puede notar que el uso de Facebook™, twitter™ y otras redes resulta ser ahora parte de los derechos fundamentales enmarcados en las libertades de expresión. Esta semana se han desarrollado una serie de protestas en Egipto a raíz del descontento ciudadano con el régimen de casi 30 años de Hosni Mubarak el cual como medio de presión y para entorpecer el proceso de convocatoria de los sectores populares, con el fin de citar a las calles, ordenó cortar todo el acceso de internet de los cuatro servidores que facilitan su servicio en este país; de igual manera, el servicio celular quedo inservible y la capacidad de comunicación del pueblo egipcio reducida a casi tener que salir convocando de puerta en puerta. Aun más grave es que los medios de comunicación internacionales quedaron bloqueados y la información que se podría desarrollar en estas jornadas tan acaloradas podría ser desconocida por el resto de la humanidad, permitiendo excesos en la fuerza y faltas a las normas internacionales de derechos humanos. Sobre este particular, tanto la Casa Blanca como el gobierno inglés, alemán y otros más, condenaron la actuación del dirigente egipcio al bloquear las comunicaciones de internet y el acceso a las redes sociales, calificando este hecho como una arbitrariedad y una falta que atenta contra los derechos humanos.
Quiero terminar entonces con un par de cuestionamientos: ¿cuál es el papel que juegan realmente las redes sociales en la construcción del imaginario del nuevo ser humano? ¿Hasta qué punto las redes como Facebook™ permiten unas garantías de libertad de opinión, comunicación e información de la realidad? De una u otra manera es innegable que las redes sociales y específicamente para nuestro contexto cultural la herramienta Facebook™ es y seguirá siendo por algún tiempo parte de nuestra vida, tanto en los aspectos más personales como en nuestro entorno laboral.
Leer más…
Sigue a Proclama en Google News
También te puede interesar
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?