ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Lunes, 8 de marzo de 2021. Última actualización: Hoy

El Cauca después del 27 de abril

El domingo 19 abril, 2020 a las 3:17 pm
El Cauca después del 27 de abril
Hospital Universitario San José de la ciudad de Popayán / Imagen: https://www.colombiainforma.info/

El Departamento del Cauca y el futuro después del 27 de abril

El Cauca después del 27 de abril
Médico César Sarria Porras

El médico CESAR EDMUNDO SARRIA P., Gerente del Hospital Universitario San José, de Popayán, escribe un interesante documento técnico titulado “El departamento del Cauca y el futuro después del 27 de abril”, en el que prácticamente alerta sobre el impacto actual y futuro de la pandemia causada por el Coronavirus, y sugiere a las autoridades y ciudadanía algunas acciones necesarias para la contención y mitigación de los efectos de la actual emergencia sanitaria. Los invitamos al leer el extracto científico.

El artículo es un poco largo, pero vale la pena invertir unos minutos en su lectura crítica.

*****************************

Hoy, 18 de abril de 2020, nueve de la mañana, con una positividad nacional de 3.621 casos y una letalidad del 4.58%, el Departamento del Cauca cuenta con un reporte de 24 casos confirmados de infección por SARS CoV 2, COVID 19, situación que nos pone en un escenario de 1.008 contactos de alto riesgo y 120 pacientes positivos (una persona en condiciones normales entre en contacto directo con 42 personas en 5 días, 12% de ellas se contagian), que no han sido identificados o no han presentado signos hasta el momento. Si a ello le disminuimos el 70% del contacto usual por el estado de cuarentena y el uso de tapabocas en el 60% de la gente que sale, tendríamos un estimado de 30 pacientes sin identificar hasta el momento en el mejor de los casos.

Es claro para el medio sanitario que hoy existen varias situaciones que ponen en riesgo la supervivencia de la población del departamento las cuales tendrán las autoridades que evaluar y tomar medidas antes de que sea demasiado tarde.

Algunas de ellas que merecen un análisis profundo y oportuno serian:

  1. La capacidad de respuesta del sistema hospitalario. En este aspecto el Departamento viene trabajando en el fortalecimiento de equipos y suministros desde el primer hasta el tercer nivel de atención. Esto hasta el momento deja como positivo que tendremos una capacidad media de atención de mediana y alta complejidad para una situación crítica en las que la demanda de servicios será cuatro veces superior a lo que lleguemos a tener en los próximos dos meses. (Hasta el momento se encuentra una ocupación del 50% en las salas de UCI de Popayán por causas no COVID).
  2. La economía social. Si bien es cierto que las cifras macroeconómicas vienen sufriendo un gran revés, más lo es que el 50% de los caucanos viven del día a día debido a la falta de empleo formal y a la situación del sector agropecuario cada vez más golpeado por los altos costos de los insumos, los intermediarios, la falta de apoyo gubernamental y la inestabilidad de los ciclos de las lluvias se encuentra cada día ahondando la crisis económica individual, lo que conllevará a mayor inestabilidad social, económica y de seguridad.
  3. La segunda epidemia. Los hospitales de mediana y alta complejidad tendrán entre sus pacientes críticos a todos los pacientes crónicos mal controlados por parte del primer nivel, estos pacientes que no son Covid, sí son una población de alto riesgo que hoy carece de atención por el aislamiento social extremo en el que la atención y la medicación son más deficientes de lo que usualmente ha venido ocurriendo. La consecuencia será que en pocos días, máximo dos meses, las unidades de cuidados intensivos existentes y las creadas para la contingencia no den abasto entre los pacientes COVID y los no COVID complicados por la falta de atención primaria y la falta de dispensación de medicamentos domiciliarios a pacientes de grupos vulnerables.
  4. La IATROGENIA. Ante la falta de atención primaria Covid, la cual debe ocurrir en un espacio domiciliario o albergue, y su posterior hospitalización en un primer nivel, hará que se mezclen  los pacientes Covid (la minoría en principio, los cuales no tienen ninguna necesidad de estar en un primer nivel), con los no Covid que incluyen los pacientes crónicos más los pediátricos que acuden por problemas respiratorios estacionales que se comportan como el Covid, como vectores de la enfermedad, y con ello aumentará la infección y la mortalidad general de la población susceptible.
  5. La mortalidad. Estamos en un proceso que casi puede exterminar a los adultos mayores y a la población con problemas de salud preexistentes, si enfocamos mal el manejo de la epidemia; el mismo Estado se encargará de aportar a la catástrofe que queremos evitar.
  6. La impotencia. Hoy hay cientos de científicos tratando de encontrar una cura o una vacuna contra la enfermedad; en Colombia, aunque tenemos grandes profesionales y científicos preparados para experimentar, no existen ni las garantías económicas ni el apoyo para atreverse a intentar. Como conclusión, la epidemia tal vez se extienda mucho más allá de lo que cualquier sociedad pueda aguantar, ya por la incapacidad mental de ver a la gente morir en las calles como sucedió en el pasado, o por la inestabilidad económica que el encierro les puede causar.
  7. El Cauca no tiene como adoptar medidas de distanciamiento inteligente pues la débil economía comercial, informal y agraria significan al menos el 70% de la subsistencia de los caucanos, y eso solo se puede conseguir fuera de los hogares.
  8. Las medidas que buscan aplanar la curva solo dilatan la extensión de la enfermedad, y la falta de estudios epidemiológicos de campo son una ignorancia latente del sistema que no permite tener certezas del qué hacer sanitario y comunitario.

QUE HACER

Los salubristas públicos llevan 70 años en el país diciendo lo que hay que hacer:

  1. Saneamiento Básico: Eje de todo el proceso de PROMOCION Y PREVENCION de la enfermedad, techo,  agua potable y servicios públicos adecuados mejoran el aseo personal y disminuyen el impacto de la enfermedad en la población general y aseo personal.
  2. Seguridad Alimentaria: Se debe garantizar la alimentación de toda la población, y eso implica la vía productiva, la distribución y la comercialización.
  3. El Aislamiento Social: Es claro que la garantía de los dos anteriores es el desarrollo económico del país, pero sin gente tampoco habrá desarrollo económico, tal vez sea hora de cambiar el  modelo de las masas como fuente del desarrollo económico social.
  4. Fortalecimiento asistencial de mediana y alta complejidad.
  5. Desarrollo Científico: Los profesionales sanitarios no deben estar corriendo detrás de una boleta para poder comer y detrás de un paquidérmico sistema social para poder investigar, la investigación en salud es una prioridad y se debe incentivar la investigación aplicada con remuneraciones justas en el sector de la salud y con el patrocinio público de los laboratorios de experimentación y la alta tecnología en lo local.

LA ESTRATEGIA

La salud pública. Lo más efectivo y rápido sería garantizar la continuidad del distanciamiento social y para ello se debe garantizar:

  • Techo
  • Servicios públicos
  • Comida
  • Cuidado personal
  • Asilamiento social inteligente
  • Aislamiento social ampliado a población de alto riesgo.
  • Tapabocas a toda la gente que este en la calle
  • Cerco epidemiológico objetivo y asistencia domiciliaria de casos contacto ampliado a tercer círculo de contactos positivos.
  • Búsqueda activa de sintomáticos vía demanda inducida y por concentración en sitios y poblaciones estratégicas.
  • Aplicación de pruebas rápidas en sitios de alta concentración, a saber: galerías, centros comerciales, hospitales, supermercados y trasporte público.
  • Asistencia en Salud mental tanto para el personal sanitario como para la población general.

QUIEN

El principal llamado es el Departamento, a través de sus IPS de primer nivel, fortaleciendo los equipos extramurales, la comunicación efectiva y asertiva con la población general y la prevención de complicaciones del paciente crónico identificado en cada región.

Los municipios con el apoyo del Departamento deberán garantizar la seguridad alimentaria, el acceso a los servicios sociales, la seguridad y las libertades individuales no riesgosas para la persona y la sociedad.

LOS RECURSOS

Regalías y PIC serían las principales fuentes de financiación así como la destinación de los recursos de asistencia social, el PAE mientras dura la cuarentena escolar debe ser pieza fundamental de este ítem.

Las EPS a través de la facturación de la prueba rápida aportarían a la estabilidad del sistema sanitario, garantizarían la identificación, rastreo y aislamiento de potenciales contagios y frenaría la dispersión del virus en la comunidad.

DISTANCIAMIENTO SOCIAL

El aislamiento social debe ser reevaluado en nichos, prioridades y población objeto.

En primer lugar están los contagiados. Si los mismos pueden estar en casa, se enviarán a estas con estricto seguimiento por las IPS de primer nivel de la región idealmente por telemedicina, y la excepción sería la asistencia domiciliaria por el equipo de salud (excepto cuando convivan con personas de alto riesgo, en cuyo caso uno de los dos debe pasar a un albergue social).

En segundo lugar estarían los contactos de los contagiados y los contactos de estos, que deberán permanecer en cuarentena tras la toma de sus pruebas y hasta que esta resulte negativa y así sucesivamente hasta que se garantice la eliminación de la línea de trasmisión.

En tercer lugar, la población adulta mayor y personas con patologías de base especialmente cardiovasculares, endocrinológicos, pulmonares y metabólicos. En el caso de los adultos mayores se requiere una política pública especial ya que en su mayoría no cuentan con las garantías de saneamiento básico necesarias en los lugares donde viven, siendo el hacinamiento un factor común en esta población.

La población infantil mientras se pueda sostener la formación académica por medios digitales, esta población en especial no es la más vulnerable, pero sí es la mayor fuente de transmisión al ser los más asintomáticos.

FORTALECIMIENTO ASISTENCIAL DE MEDIANA Y ALTA COMPLEJIDAD

  • En primer lugar está la ampliación de la capacidad de respuesta tecnológica de UCI y UCIN.
  • Personal sanitario altamente capacitado que cuente con las garantías de seguridad personal en la atención así como las garantías sociales que le permitan mantener el enfoque en el paciente libre de presiones externas de sus necesidades familiares y sociales.
  • Establecer espacios para disertación académica enfocada en el planteamiento de alternativas terapéuticas que conlleven a un protocolo de tratamiento a través de consenso institucional ante la falta de evidencia científica establecida hasta el momento.
  • Garantía financiera por parte del Gobierno para el funcionamiento institucional hasta tanto se alcance el punto de equilibrio perdido durante el periodo de mitigación de la pandemia.

DESARROLLO CIENTÍFICO

La historia de la humanidad ha sido, desde el establecimiento de la civilización hace poco más de 5000 años, escrita gracias al avance del desarrollo científico. Los países desarrollados han llegado a ese punto precisamente porque han incentivado y creído en los científicos; el caso de la salud no ha sido la excepción. La ciencia médica mueve alrededor del mundo billones de dólares al año, y América Latina, excepto de manera parcial Cuba, ha sido anónima e inservible en el avance científico y tecnológico de la humanidad, excepto en las cifras y en las muestras biológicas que han servido como base para el desarrollo de medicamentos y literatura científica universal.

Colombia, por supuesto, no es la excepción, pero en su historia científica tiene para mostrar con orgullo que grandes genios de la humanidad que trabajan en las mejores universidades del mundo son colombianos y salieron de una que otra universidad pública o privada de la nación y obvian decir que se fugaron precisamente por la falta de políticas públicas que empujen este sector del conocimiento.

Que hacer:

  • Las universidades deben tener una verdadera vocación científica y contar con los recursos para el desarrollo de la investigación aplicada.
  • Los hospitales universitarios deben contar con recursos y espacios para la investigación y experimentación con fines de desarrollo tecnológico.
  • Se debe incentivar la investigación a través de garantías laborales y salariales que le permitan al profesional escoger esta línea de acción como su modus vivendi.

En conclusión, si estas rutas no se implementan o fallan en su implementación, después del 27 de abril vamos a asistir a una masacre apocalíptica de la sociedad en esta y en futuras situaciones.

CESAR EDMUNDO SARRIA P
Gerente HUSJ de Popayán.

Sigue a Proclama en Google News
También te puede interesar
Deja Una Respuesta
Abrir el chat
1
Paute aquí
Hola 👋
¿En que podemos ayudarte?