Martes, 12 de noviembre de 2019. Última actualización: Hoy

El día que el embajador de China se vistió de guambiano

El sábado 16 septiembre, 2017 a las 10:25 am

El día que el embajador de China se vistió de guambiano

Durante tres días, Li Nianping, Embajador de la República Popular de China, estuvo en el departamento invitado por la Gobernación del Cauca, explorando proyectos agrícolas y sociales y conociendo la cultura y su gente. ¿Qué dejó la visita?

El día que el embajador de China se vistió de guambiano / Fabrit Cruz / Redacción Popayán

Era la segunda vez de visita al Cauca pero la primera de forma oficial del embajador de la República Popular de China en Colombia, Li Nianping, quien no habla español, sin embargo, en su paso por el departamento, logró aprender una que otra palabra.

Su recorrido empezó en Cajibío, centro del departamento del Cauca. Allí, como si se tratara de una reunión de viejos amigos, se sentó a conversar con ex combatientes de las Farc, quienes aprenden en el Parque Tecnológico del Café todo el proceso de producción del grano y sus posibilidades de comercialización.

¿Por qué ellos creían en el proceso de paz? ¿Por qué estaban allí?, fueron inquietudes formuladas a Li, quien en los dos días de estadía por municipios del departamento, no ha ocultado su interés en el proceso de los diálogos de paz que llevaron a la desmovilización de la guerrilla más antigua de Latinoamérica.

Por su lado, el grupo de veinte nueve jóvenes, entre los 20 y 30 años de edad, tuvo la posibilidad de plantear al embajador la incertidumbre de saber qué va a pasar cuando el proceso de reincorporación a la sociedad termine, cómo van a sostener a sus familias y el temor que sienten al salir a la vida civil.

El diplomático Nianping se sintió tan conmovido con cada relato, al punto que llamó a su traductora y asistente personal, Rebecca Shi, para agendar una reunión para finales de este mes, en su residencia, en Bogotá. Él pidió que los incluyeran.

En esa reunión a la que asistirán empresarios y representantes de la República Popular de China, irá el gobernador del Cauca, Óscar Rodrigo Campo Hurtado.

La intención central de esa reunión es definir la forma de Cooperación Internacional entre el país asiático y el departamento. Rebecca no terminaba de anotar la fecha cuando el embajador subió al vehículo Toyota Fortuner, en el que hizo el recorrido por carreteras del territorio caucano, cerca de 300 productos a base de café que le compró a los jóvenes excombatientes.

Camino a Silvia la agenda, esa que se cuadró milimétricamente con dos meses anticipación, entre equipo de la oficina de Cooperación Internacional del Cauca y Rebecca Shi, sufrió un cambio inesperado.

Llegando a la localidad, el señor Li pidió detener el vehículo. Se bajó y como si estuviera en su tierra, se metió a una casa humilde, llegó hasta la cocina y sin permiso, se sentó al lado del fogón. Entre el asombro y extrañeza, la señora del hogar, sirvió un plato de sopa cargado de cilantro.

_¡No todos los días se recibe una visita tan particular y especial!, dijo la guambiana, ama de casa.

Ya en Silvia, al oriente caucano, Li Nianping recibió el cariño del pueblo indígena Misak y antes de hacer un recorrido por los proyectos de trucha, las autoridades ancestrales entregaron un atuendo guambiano, característico de su cultura. El embajador de 63 años, ni corto ni perezoso, se despojó de toda formalidad y lució con orgullo su nuevo obsequio.

Llegando a Piendamó, a solo 30 minutos de Silvia -por carretera- el calor hizo de la suyas. El cambio de clima de frío a cálido hizo que el diplomático comenzara a quitarse el ancestral vestuario por partes, empezando por la ruana.

En esa localidad, ubicada en el centro del Cauca, visitaron el centro de acopio de Aguacate Hass donde se concentra todo el producto para desde allí realizar el proceso de comercialización al centro del país y el exterior. Por recomendación de los campesinos de la zona, el embajador comió aguacate con panela, indicándole que es una mezcla afrodisiaca. Fue tan exquisita la fusión que el diplomático pidió una carga extra de cada producto.

Ya rumbo a Popayán, la maleta de Li Nianping estaba llena de productos agrícolas caucanos y aún faltaban unos cuantos más.

En la capital del departamento recibió como regalo una muestra de aguardiente caucano, una muestra de quinua y cacao, productos impulsados en los últimos diez años por la anterior y actual administración. Finalmente, probó la famosa carantanta, que por cierto, le gustó tanto, que no fue suficiente con lo obsequiado y decidió comprar más.

Hay que indicar que además de la reunión del 29 de septiembre próximo, entre empresarios asiáticos y el gobernador caucano; se realizará un evento denominado ‘China en Cauca’ como plataforma para unir “costumbres y culturas”, según Yadira Amú, jefe de la oficina de Cooperación Internacional del Cauca, donde cada nación muestra lo mejor que tiene con la intención de realizar enlaces comerciales.

Yadira Amú, jefe de la oficina de Cooperación Internacional del Cauca

No es un evento nuevo. El departamento pasa por un buen momento pues genera confianza en el inversionista extranjero. En el Cauca se celebraron los 60 años de la Unión Europea, con la presencia de 15 embajadores de la (UE), quienes estuvieron durante tres días conociendo la región y sus cualidades de exportación. Como intercambio, la Unión Europea dejó 3 millones de dólares que ahora serán invertidos en un proyecto social en Páez, al oriente del departamento.

De otro lado, esta visita impulsada por la Gobernación del Cauca, permitió que desde la Universidad del Cauca solicitaran al embajador de China, Li Nianping, la instalación de un instituto donde los caucanos tengan la posibilidad de aprender el idioma del país chino.

Los organizadores de la visita del embajador indicaron que muchas de la actividades programadas se corrieron unos minutos porque no hubo un sitio de estos cuatro municipios caucanos donde el embajador Nianping no recibiera abrazos, productos agrícolas y hasta sirviera de modelo para posar ante las cámaras de celular para “una selfie, por favor”.

Al despedirse en el aeropuerto de Popayán, Guillermo León Valencia, el embajador Li Nianping no pudo ocultar su nostalgia y tratando de hacer un gran esfuerzo, logró pronunciar una frase en español: “gracias, los caucanos son muy chéveres”.

Deja Una Respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *