LAS COMUNIDADES NEGRAS NO SE OPONEN – Proclama del Cauca
ipt>(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
Viernes, 28 de julio de 2017. Última actualización: Hoy

LAS COMUNIDADES NEGRAS NO SE OPONEN

El Sábado 15 Julio, 2017 a las 4:37 pm
Consejo Comunitario de la cuenca del río Páez - Quinamayó, CURPAQ

Proyecto de construcción de la segunda calzada entre Santander de Quilichao y Popayán – Fotografía tomada de: http://periodicolaultima.com

Actualmente se viene desarrollando el proceso de consulta a las comunidades negras del área de influencia del Consejo Comunitario de la cuenca del río Páez – Quinamayó, CURPAQ, con ocasión del proyecto de construcción de la segunda calzada entre Santander de Quilichao y Popayán, que a través del contrato de concesión No. 11 del 11 de agosto de 2015 fue adjudicado por parte de la Agencia Nacional de Infraestructura – ANI al Consorcio Nuevo Cauca S.A.S.

Llegar a la consulta no ha sido tarea fácil porque inicialmente el Ministerio del Interior a través de la Dirección de consulta, negó la existencia de comunidades negras en la zona, lo cual generó acciones administrativas por parte de la comunidad y la recordada toma de la vía panamericana por parte de ésta.

Consejo Comunitario de la cuenca del río Páez - Quinamayó, CURPAQ

Existe desconfianza en la comunidad por cuenta de los reiterados incumplimientos a los acuerdos de consulta previa no solo en la región sino también en el país. Fotografía tomada de: http://www.aconc.org/

Existe desconfianza en la comunidad por cuenta de los reiterados incumplimientos a los acuerdos de consulta previa no solo en la región sino también en el país. Como se recordará, la Unión Temporal Desarrollo Vial del Valle del Cauca y Cauca que construyó la variante de Santander  de Quilichao hace 20 años, no ha cumplido los acuerdos que celebró con la comunidad y, el Ministerio del interior, que reconoció por acto administrativo a CURPAQ, nueve años después también mediante acto administrativo niega la existencia de las comunidades negras, que de no ser por las manifestaciones y protestas de éstas hoy no estarían siendo consultadas como lo ordena la Constitución nacional.

En desarrollo de la participación de la Comunidad hoy día están debatiendo con el consorcio los impactos de todo orden que afectan a las comunidades y las medidas para dar manejo a éstos. El pasado domingo 9 de julio de este año las partes mencionadas concertaron parcialmente los impactos, se espera que en los próximos días alcancen un acuerdo en torno a todos los impactos y las medidas de manejo definidas por la comunidad.

Consejo Comunitario de la cuenca del río Páez - Quinamayó, CURPAQ

Fotografía tomada de: http://www.aconc.org/

Los impactos evidenciados por la Comunidad comprometen no sólo a quienes están siendo objeto de consulta sino también a la sociedad en general, como quiera que se van a alterar negativamente las condiciones para la fauna y la flora; el proyecto para su ejecución hace necesaria la tala de árboles, la afectación del recurso hídrico, de la fauna silvestre, de la micro fauna, la condición paisajística y eventualmente la vocación turística de la zona; es también muy importante que se atiendan los impactos en el ámbito social, económica y cultural de las comunidades afectadas directamente por la construcción de la doble calzada, como quiera que muchos miembros de la comunidad tendrán que desplazarse así sea involuntariamente, comprometiendo su cultura.

Es así como la Comunidad plantea que por cada árbol que se tale se planten 7 por parte del Consorcio, que se establezcan pasos de fauna para evitar su muerte por atropellamiento y condiciones ambientales para asegurar su existencia, que se respeten las fuentes hídricas, que se retorne la capa vegetal, la micro fauna, la belleza paisajística de la zona y se garantice y potencia el turismo en el territorio, encaminado todos esto a recuperar los servicios eco sistémicos, la biodiversidad y la vida misma de la comunidad, sin las cuales se compromete la vida humana y con ella como es natural la pervivencia de los pueblos.

El Consorcio Nuevo Cauca ha sido objeto de 36 requerimientos por parte de la Agencia Nacional de licencias Ambientales – ANLA, entidad encargada de otorgar la licencia ambiental al proyecto, sin la cual éste no puede iniciar su fase constructiva. La consulta previa es sólo uno de los requerimientos, por tanto la Comunidad del área de influencia de CURPAQ nada tiene que ver con que no se hayan iniciado las obras, por cuanto éstas sólo pueden iniciar cuando se haya otorgado la respectiva licencia y para eso el Consorcio Nuevo Cauca debe satisfacer todos los requerimientos formulados por la autoridad ambiental, muchos de los cuales ya le había advertido la Comunidad.

peajes Tunía y Villa Rica

Ya existen dos peajes, el de Tunía y el de Villa Rica, ¿por qué se debe construir otro peaje en Cachimbal?

De otra parte, el financiamiento de la doble calzada, que es producto de una alianza público privada entre Nuevo Cauca y la Nación, establece su financiación a través de dos peajes; no se entiende si ya existen dos peajes, el de Tunía y el de Villa Rica, por qué se debe construir otro peaje en Cachimbal. No se compadece con las condiciones sociales y económicas de la región que en un recorrido de 15 minutos haya dos peajes (entre Villa Rica y Cachimbal) y, tres peajes desde Villa Rica hasta Popayán, eso impacta de manera muy negativa a la comunidad y genera unas condiciones que inviabilizan el crecimiento económico y el relacionamiento social en la zona.

Finalmente, las comunidades han insistido en que la ejecución del proyecto es necesaria, la comunidad nunca se ha opuesto a la ejecución de la obra que el departamento y el país necesita, pero la obra no puede construirse en perjuicio de la Comunidad Negra que ha luchado por hacer valer sus derechos, no sólo en su propio beneficio sino también en beneficio del ambiente que atañe a toda la sociedad.

Elaboró: Consejo Comunitario de la cuenca del rio Páez – Quinamayo – CURPAQ

*************************